NTP 146: Control biológico de contaminantes químicos - Año 1985

NTP 146: Control biológico de contaminantes químicos - Año 1985 - Page 1
NTP 146: Control biológico de contaminantes químicos - Año 1985 - Page 2
NTP 146: Control biológico de contaminantes químicos - Año 1985 - Page 3
NTP 146: Control biológico de contaminantes químicos - Año 1985 - Page 4
NTP 146: Control biológico de contaminantes químicos - Año 1985 - Page 5

Descargar

1 de 5

NTP 146: Control biológico de contaminantes químicos


Documentos relacionados


NTP 146: Control biológico de contaminantes químicos Transcripciones

 
NTP 146: Control biológico de contaminantes químicos
Côntrole biologique des agents chimiques 
Biological monitoring of chemical agents
Redactor:
Alicia Huici Montagud 
Lda. en Ciencias Biológicas
CENTRO DE INVESTIGACIÓN Y ASISTENCIA TÉCNICA - BARCELONA
Objetivo
Establecer los rasgos fundamentales del control biológico, sus ventajas e inconvenientes y, especialmente, exponer sus posibilidades.
Introducción
Para el control preventivo de trabajadores expuestos a contaminantes químicos, es necesario determinar la magnitud y el tiempo reales 
de su exposición y vigilar su estado de salud mediante técnicas capaces de revelar cualquier alteración del mismo lo antes posible. Ello 
requiere la cooperación de especialistas multidisciplinarios, mejorando, generalmente, su eficacia al aumentar la coordinación de las 
distintas áreas implicadas.
La Higiene y la Medicina del Trabajo deben optimizar sus esfuerzos explotando conjuntamente los datos disponibles y así poder 
relacionar niveles admisibles de exposición y niveles admisibles de salud.
Conceptos básicos
Agentes o contaminantes
Sustancias extrañas al organismo capaces de producir efectos biológicos, entendiendo por tales cualquier cambio (bioquímico, 
funcional o estructural) medible.
Exposición a un agente químico
Medida del contacto entre el Agente químico y la superficie interna o externa del cuerpo humano (alvéolo, intestino, piel), expresado en 
términos de concentración en aire, agua o alimentos, y de tiempo de interación Agente-Superficie corporal.
Dosis
Cantidad de contaminante absorbido o retenido en un organismo durante un intervalo específico de tiempo; generalmente se refiere al 
lugar en donde es activa (es decir, causa un efecto).
Como en el caso de la exposición, debe señalarse el tiempo y la frecuencia a los que se refiere.
Efecto crítico
Primer efecto detectable en relación a una exposición.
Órgano crítico
Órgano o sistema en el que se manifiesta el efecto crítico.
Las NTP son guías de buenas prácticas. Sus indicaciones no son obligatorias salvo que estén recogidas en una disposición 
normativa vigente. A efectos de valorar la pertinencia de las recomendaciones contenidas en una NTP concreta es conveniente 
tener en cuenta su fecha de edición.
Año: 198
A partir de los conceptos anteriores, CEC (Commission of the European Communities), OSHA (Occupational Safety and Health 
Administration) y NIOSH (National Institute for Occupational Safety and Health) acordaron, en un Seminario celebrado en 1980, las 
siguientes definiciones:
Control (Monitoring)
Actividad sistemática continua o repetitiva, relacionada con la salud y diseñada con fines correctores (es decir, para introducir medidas 
correctoras, si fuere necesario, o verificar la eficacia de las mismas). Se distinguen tres tipos de control:
Control ambiental (Ambient Monitoring)
Detección y medida de agentes en el ambiente laboral para evaluar la exposición ambiental a dicho agente, así como el riesgo para la 
salud que representa, comparando con una referencia adecuada.
Control Biológico (Biological Monitoring)
Detección y medida de contaminantes laborales, sus metabolitos y/o parámetros directa y estrechamente correlacionados con aquéllos, 
en tejidos, fluidos biológicos, aire exhalado o cualquier combinación de éstos, para evaluar exposición y riesgo para la salud, 
comparando con una referencia adecuada.
Vigilancia Médica (Health surveillance)
Examen periódico médico-fisiológico de trabajadores expuestos para proteger su salud y prevenir enfermedades profesionales.
Conviene añadir las siguientes definiciones:
Indicadores biológicos de dosis
Parámetros que señalen la concentración de contaminante, o de un metabolito del mismo, en un fluido biológico.
Los indicadores biológicos de dosis presentan una correlación directa con la exposición que se pretende evaluar, o bien con la cantidad 
total de contaminante acumulado en el organismo (carga corporal), mientras que suelen correlacionarse más indirectamente con las 
consecuencias de esa exposición (efecto).
Indicadores biológicos de efecto bioquímico
Parámetros basados en la variación de valores bioquímicos (actividad enzimática, producto metabólico, etc.), alterado por acción del 
contaminante, en un fluido biológico.
Indicadores biológicos de efecto fisiológico
Parámetros basados en variaciones fisiológicas, generalmente de los sistemas nervioso o respiratorio.
Espécimen
Material biológico representativo (generalmente sangre u orina) utilizado en un control biológico; este último, para determinar 
indirectamente la exposición a agentes químicos, mide su nivel de presencia y/o de interacción en el especimen adecuado. Los 
especimenes a recolectar resultan tanto más practicables cuanto menos invasiva es la técnica.
Metodología
Para establecer el control biológico de un determinado contaminante en una población dada, es necesario conocer la cadena de 
correlaciones:
EXPOSICIÓN →DOSIS →EFECTO
La determinación de estas correlaciones es básica para poder seleccionar unos indicadores válidos tanto de dosis como de efecto.
Condiciones de validez a cumplir por un indicador biológico
Conocer, para la población a controlar, las relaciones cuantitativas exposición-dosis, dosis-efecto y exposición-efecto.
Seguir una distribución normal conocida y poco dispersa dentro de la población en estudio.
Sensibilidad suficiente para apreciar variaciones del mismo antes de que se produzcan efectos irreversibles.
Cumplirse las condiciones anteriores en los rangos frecuentes en ambientes laborales.
Especificidad suficiente para conferirle un cierto valor predictivo al indicador.
Practicabilidad analítica, no sólo teórica, sino teniendo en cuenta la viabilidad práctica de la técnica (coste, tiempo, personal y control 
de calidad).
Especímenes más utilizados
A excepción de los indicadores fisiológicos, cuya medida se obtiene por medios biofísicos, para los indicadores biológicos se utilizan 
diversos especímenes cuyas ventajas e inconvenientes respectivos se indican a continuación:
Condiciones requeridas para establecer el control biológico de un grupo de trabajadores expuestos a un 
determinado contaminante
Conocer las características físicas, químicas y toxicológicas del contaminante.
Disponer de indicadores válidos, desde todos los puntos de vista.
Disponer de valores normales para la población a estudiar.
Disponer de valores equivalentes al nivel de acción del contaminante.
Disponer de una exposición estable y conocer exactamente el comportamiento de los indicadores en relación a la duración de la 
exposición, al tiempo transcurrido entre el principio y el fin de la exposición y todos los factores fisiopatológicos que puedan originar 
interpretaciones falsas de los resultados obtenidos.
Aplicaciones prácticas
Determinación de la exposición y valoración de un riesgo en un grupo laboral bien definido
En este caso se utiliza como método complementario del control ambiental, dentro de un esquema integrado de prevención. Un 
ejemplo de ello sería el esquema propuesto por Grandjean (1982) para el control de exposiciones a cadmio:
* Si aparece proteinuria, alejar del foco de exposición en el cual, a partir de unos valores promediados en la población para Cd/S y Cd/O, se toman una serie de medidas 
higiénicas correctoras o preventivas y de vigilancia médica.
Método de screening o selección, previo a un control más profundo
Para determinar puestos de trabajo especialmente afectados y descartar otros, o bien proporcionar datos útiles a la vigilancia médica 
acerca de individuos afectados.
Por ejemplo, la determinación aislada de ZPP (protoporfirina cinc) en sangre para el control de la exposición a plomo es un análisis 
muy sistematizado, que por el bajo índice de falsos negativos que presenta, constituye una buena criba de grandes poblaciones, que 
no merecerán un estudio más profundo, si el resultado es negativo, ahorrando así un gran número de análisis específicos de Pb/aire y 
Pb/sangre. Los valores individuales esporádicamente elevados deben ser tratados por el servicio médico, para determinar si se trata de 
anemias, exposiciones extralaborales o algún otro tipo de patología.
Los métodos de screening son muy adecuados y eficaces cuando se desconocen las condiciones higiénicas y se dispone de amplias 
poblaciones o colectivos.
Comparación de poblaciones similares en condiciones distintas
Con objeto de analizar los factores diferenciales. En este caso debe disponerse de un colectivo suficientemente grande, como para 
poder concluir adecuadamente.
Ejemplo: Medición de un indicador de efecto (actividad de la acetilcolinesterasa en agricultores que utilizan distintos tipos de 
pesticidas).
Estudios de seguimiento
Para detectar cambios de las condiciones de exposición a lo largo de un período de tiempo.
Ejemplo: Después de haber introducido una medida correctora, comprobándose su efectividad, no sólo en la calidad ambiental, sino 
en la respuesta del colectivo expuesto. Para determinar cualquier cambio imprevisto que surja en las condiciones de exposición y haga 
variar la respuesta colectiva o individual (en este caso, la información debe suministrarse al servicio de vigilancia médica).
Ventajas e inconvenientes del control biológico
Bibliografía
(1) ELKINS, H.B. 
Excretory and Biological Threshold Limits 
Am. Ind. Hyg. Ass. J., 28, 305-314, 1967
(2) LAUWERYS, R. 
Biological criteria for selected industrial toxic chemicals 
Scand. J. Work. Environ. Health 1. 139. 1975
(3) ZlELHUIS, R.L. 
Biological monitoring 
Scand. J. Work Environ. Health, 4, 1, 1978
(4) SHIELE, R. 
Anwendbarkeit und Grenzen des Biological Monitoring in dar Arbeitsmedizin und Epidemiologie 
Z. Arbmed Arbschutz. Prophyl, 28, 1, 1978
(5) WARITZ, R.S. 
Biological Indicators of Chemical Dosage and Burden 
En: Patty's Industrial Hygiene and Toxicology, vol. 3 
Nueva York, John Wiley and Sons, 1979, 257-318
(6) THOMAS, J.M.; D.H. McKenzie y L.L. EBERHARDT 
Some Limitations of Biological Monitoring 
Env. Inter. 5, 3-10, 1981
(7) ALESSIO, L. 
Examples of Biological Indicators in occupational Health 
Comunicación personal. Ispra, 24 junio 1981
(8) LAUWERYS, R. 
Toxicologie industrielle et intoxications professionnelles 
Mason, 1982
(9) BERLIN, A.R.E. YODAMEN, B.A. HENMAN 
Assesament of Toxic Agents at the Workplace, Roles of Ambient and Biological Monitoring 
Martinus Nijhoff Pub. para CCE, 1984
   Reservados todos los derechos. Se autoriza su reproducción sin ánimo de lucro citando la fuente: INSHT, nº NTP, año y título.          NIPO: 211-86-023-6 

© 2016 - 2017 Docmia. Todos los derechos reservados.